Nosotros

Marc Mataró

MarcHola a todos! Me llamo Marc Mataró, tengo 38 años, casi 39 y soy el creador, coordinador e  impulsor de este proyecto. Me llena de emoción e ilusión presentároslo y que disfrutéis mucho viendo como crece y se hace grande. Yo pienso disfrutar mucho trabajando en y para él y procurar que sea sano y potente.

Describiéndome en el terreno personal, podríamos decir que soy una persona exigente conmigo misma (y en coasiones con los demás), inconformista, autodidacta, un poco irreverente y puñetera, descarada, pero por encima de todo intento ser bueno y amable. Me encanta viajar, ver horizontes nuevos, probar nuevos platos y sabores, las culturas orientales, la naturaleza, los animales, las películas de ciencia ficción (especialmente las del género ópera espacial), la fotografía, la tecnología, los videojuegos y los juegos de mesa y de rol. Podéis catalogarme como «friki», pero que más da! Son aficiones sanas y divertidas!

Tuve mi primera experiencia emprendedora a mis 24 años, de la que tengo un buen recuerdo y que transformó mi forma de ver, porqué no decirlo en plan metafísico, la vida. Fuí estudiante de una engieniería informática, y ahora mismo estudiante de ADE, mi sed por el conocimiento es muy grande y siempre me he considerado una persona muy implicada en todo aquello que me propongo y en las aventuras en las que me embarco! Soy una persona siempre vinculada a las nuevas tecnologías y a la naturaleza, y precísamente de este vínculo nace espigues.

Ahora, después de 14 años y habiendo emprendido dos veces, esta tercera vez lo hago en solitario. Voy a liderar un proyecto en la que tengo toda mi energía enfocada e intentaré que, todas aquellas personas que estén conmigo y formen parte de él, estén a gusto, muy a gusto en todo lo que hagan dentro del mismo. Creo que tengo suficiente experiencia y habilidades para tener éxito, aún sabiendo a ciencia cierta que me queda mucho por aprender. Espero hacerlo bien! Espero que espigues sea un gran referente dentro del sector del turismo rural!

Elisenda Soler

ElisendaEsta chica tan sonriente que veis al lado de estas líneas es Elisenda Soler Ruiz. De 40 años de edad, la considero una maestra en el arte de la creatividad fotográfica. Pocos talentos encontraremos como ella. Formada en Barcelona cuando la fotografía era aún pura química, con salas oscuras y luces rojas, evolucionó adaptándose rápidamente al soporte digital y al retoque digital de sus creaciones. Sus conocimientos incluyen todo tipo de técnicas fotográficas, dominio de programas como el Photoshop o el Lightroom. Además, le encanta jugar con la luz y cuando tiene una idea en la cabeza, cuando ha visualizado mentalmente la imagen, no para hasta conseguirla.

Gran aficionada también a la naturaleza y a descubrir nuevos horitzontes, puedo afirmar sin miedo, que ella lleva muchos quilómetros a sus espaldas recorridos por carreteras, calles, caminos, senderos y lugares por donde sólo pasarían las cabras. Todo eso sólo para conseguir esa imagen que nadie más podría hacer.

Ella es meticulosa, perfeccionista, impulsiva, atrevida, creativa, exigente consigo misma y con los demás, divertida, espontánea, muy amable y de buena fe. Tiene una gran afición por la música y le gustan tantos estilos que no tiene una preferencia definida. Hecho que también podemos atribuir a su forma de ver la fotografía. Siempre le gusta probar cosas nuevas. Es una persona muy emocional, y cuando quiere expresar un sentimiento en una imagen, pone todo su corazón para conseguirla. Esto la convierte en una pieza fundamental, por no decir imprescindible, en este proyecto. Espigues es Elisenda, y Elisenda es espigues.

Ella tiene una página personal en facebook y una cuenta en flickr. Si hacéis click en los enlaces que he puesto en los dos nombres de las redes sociales, podréis ver sus creaciones. Pasaros también por su cuenta en instagram (elis.elisenda). Quedaréis maravillados!

Para ella es su primera vez en el hecho de emprender, y hay que decir que se lo ha tomado con mucha ilusión y ha puesto también, toda su energía. Le atrae mucho la idea de lanzarse a la aventura, sobretodo tratándose de una aventura fotográfica que la pondrá a prueba, requerirá de todo su saber hacer, y en la que podrá experimentar y aprender de forma contínua. Gracias, Elisenda, por formar parte de espigues. Sin ti esto no sería posible!